Ir al contenido

Ministerio de Universidades - Gobierno de España

Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades

Becas y ayudas al estudio

Desde el inicio de la legislatura el compromiso del Ministerio de Universidades se ha centrado en un amplio conjunto de reformas, con el fin de adaptar la universidad al mundo actual y democratizar el acceso a quien desee cursar estudios universitarios. Junto con una bajada de los precios públicos, hemos decidido fortalecer los mecanismos para garantizar el derecho a la educación, y por eso aumenta por segundo año consecutivo la cifra destinada a becas. La convocatoria de becas para el curso 2021-2022 contará con 128 millones adicionales, que se suman a los 386 millones de euros destinados a Becas en 2020. Han sido los incrementos más importantes en los últimos diez años.

Esto ha sido posible gracias a un trabajo conjunto del Ministerio de Universidades y del Ministerio de Educación y Formación Profesional para reformar el Sistema Estatal de Becas y Ayudas al Estudio. Lo que queríamos era afianzar las becas como un derecho subjetivo basado en la renta y garantizar la igualdad de oportunidades para todos los estudiantes, independientemente de sus circunstancias económicas y sociales. Con este cambio del modelo de becas lo que hemos conseguido es: ganar en progresividad, aumentar las cuantías para las rentas más bajas, avanzar hacía un modelo de cuantías fijas y mejorar la gestión para adelantar los cobros y notificaciones de estas ayudas. El detalle de la reforma se puede ver en el Real Decreto 668/2020 de umbrales de renta y patrimonio familiar. A continuación, exponemos los avances más significativos del nuevo modelo de becas universitarias:

 

  1. Reforma de los requisitos académicos: El criterio para acceder a una beca es ahora la renta y no la nota académica. Si bien la excelencia en el estudio puede comportar ventajas y premios específicos por otras vías, la beca es el mecanismo que sirve para garantizar la igualdad de oportunidades en el acceso a los estudios. s. De esta forma hemos revertido el criterio introducido en 2012, que endurecía los requisitos académicos expulsando del sistema de becas a muchos estudiantes que carecían de medios económicos para continuar sus estudios. También en los grados universitarios se elimina la nota media como criterio exigido y se accederá a las becas con el aprobado de un porcentaje de créditos. Con esta medida se benefician 54.853 estudiantes universitarios.
  2. Actualización del umbral 1 hasta casi equipararlo al umbral de la pobreza. Este indicador no se había adaptado al contexto económico y social desde el curso 2010-2011 y ahora permitirá a los estudiantes de familias con menos recursos poder acceder a la beca completa. De esta forma, aumenta considerablemente la cobertura a los estudiantes con menos recursos económicos, que pasan del umbral 2 al umbral 1, accediendo a la cuantía fija ligada a la renta. Con esta medida se benefician 71.155 estudiantes, 65.627 de Grado y 5.528 de Máster
  3. Aumento de 100 euros en las cuantías fijas con el objetivo de que las becas se acerquen progresivamente a los costes reales de los estudios postobligatorios. De esta forma a los estudiantes del umbral 1 se les eleva en 100 euros la cuantía fija de la renta que obtienen. La cuantía fija de residencia que obtienen los estudiantes que residen fuera de su municipio y la denominada beca básica que se concede a determinados estudios universitarios. Se trata de una medida de la que se benefician 513.620 alumnas y alumnos. Asimismo, también se contempla un análogo aumento de 100 euros ligada a la residencia para aquellas personas que residen fuera de su municipio. En el caso de que la persona cumpla los requisitos para ambos tipos de becas, las cuantías serán cumulativas.
  4. Aumento de la inversión destinada a personas con discapacidad. El alumno con Trastorno de Espectro Autista (TEA) reconocido mediante certificado podrá acceder a las convocatorias de ayudas para estudiantes con necesidades específicas de apoyo educativo (NEAEs), mientras que hasta ahora sólo podrían beneficiarse de este tipo de ayudas las personas con un grado de discapacidad del 33% reconocido. Además, en esta reforma se propone cubrir el coste completo anual de las matrículas de estudiantes con discapacidad en la UNED, una medida que beneficiará a 4.737 estudiantes.

Con el aumento de un 22% de la partida destinada a Becas y la actualización de los umbrales, aumenta hasta casi el doble el número de alumnos que podrán acceder a una beca completa. Se ha realizado una reforma integral del sistema de becas que aumenta considerablemente la cobertura y democratiza los criterios de acceso a las prestaciones con el objetivo de que las becas sean para quienes más las necesitan.

De esta forma se da cobertura completa a muchos estudiantes que se habían quedado fuera del sistema de becas y ayudas públicas en los últimos años. O bien porque se encontraban en el umbral 2 y tras incrementar el umbral 1 tienen ahora acceso a la beca completa. O bien porque ya cumplían los requisitos del umbral 1 pero no obtuvieron la beca completa porque no cumplían los requisitos académicos. Mientras que en el curso 2019-20 recibieron beca 98.376 estudiantes, en el curso 2020-2021 recibieron la beca completa un total de 175.945. Se duplica la cifra de beneficiarios. 252.274 estudiantes de Grado y Máster se beneficiarán directamente de las distintas ayudas.

A su vez, esta reforma funciona como protección para aquellos estudiantes que se han visto afectados por la crisis del Covid-19 y que son solicitantes de becas y ayudas al estudio. Al reformarse los requisitos académicos los y las estudiantes con bajos ingresos saben con mayor garantía si van a contar o no con la beca, . Asimismo, la modificación del umbral 1 permite a más estudiantes acceder a una beca completa.

La evolución del acceso y rendimiento de las becas y ayudas universitarias pueden consultarse en el informe de Datos y Cifras del sistema Universitario español curso 2021-2023

 

Síguenos en ...

© 2021 Ministerio de Universidades